María León, La Leona de Chávez, está de cumpleaños


María de Lourdes León Gibory, o María León, o más bien Leona de Chávez, como quiere ser por siempre recordada, nació la Parroquia san Juan de Caracas, el 22 de mayo de 1937. Es una de las más grandes oradoras venezolanas, con un verbo que emociona e identifica al oyente. La Leona de Chávez adorna sus discursos con metáforas, anécdotas y relatos pedagógicos. Se auto reconoce como mujer afro, descendiente de esclavizados.

Formalmente es una política, abogada y dirigente venezolana militante del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV). Actualmente es constituyentista a la Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela de 2017. Fue la primera ministra del Poder Popular para la Mujer y la Igualdad de Género, designada por Hugo Chávez, diputada por el estado Aragua para el período 2011-2016.  Durante varios años fue la Vicepresidenta de Mujeres del PSUV. Uno de los baluartes para que heroínas como Josefa Camejo, Juana Ramírez, Apacuana, Hipólita Bolívar y Matea Bolívar fueran elevadas al Panteón Nacional, aumentando significativamente el número de mujeres en ese sagrado recinto, cuidando el crisol multiétnico de nuestra nación-

Activa dirigente social de los barrios. Ingresó en su juventud en las filas del Partido Comunista de Venezuela, en 1958 posteriormente se uniría a las filas de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN). Durante seis años, luchó en los frentes guerrilleros que dirigieron los comandantes Pablo (Juan Vicente Cabezas) y Rolando (Lino Martínez).

En su lucha social,  desde 1958, ha sido también organizadora del movimiento sindical, y del movimiento femenino nacional. En esa área cuenta con formación como egresada de la Escuela Sindical Lázaro Peña de Cuba y de la Escuela Central del Movimiento Sindical Revolucionario de Antónín Zápot, y del Instituto Superior de Cuadros Sindicales Jorge Dimitrov, Sofía en Bulgaria.   Profesionalmente es Especialista en Salud Ocupacional
Tras dejar el Ministerio de la Mujer, su actividad se ha miltiplicado en variados escenarios populares y políticos. Es la actual presidenta de la Comisión de la Mujer e Igualdad de Género de la Asamblea Nacional Constituyente, Junto con la Comisión para el Centenario de la Revolución Rusa (2016 – 2017) y el Centro de Saberes Africanos, Americanos y Caribeños motorizó la realización del Seminario permanente «Vigencia y Construcción del Socialismo en el siglo XXI» que concluyó con la instalación de un busto de Vladimir Lenín el Paseo de los Heroes de la Avenida Bolívar. Es una de las más acérrimas promotoras del socialismo en Venezuela «En un país tan rico en petróleo y minerales, no puede haber pobres, todos nacemos ricos y ricas».

Como activista afrodescendientes ha sido motor e ideologa de varias iniciativas como poner en el tapete el debate sobre las reparaciones que deben los imperios europeos por el genocidio cometido en Nuestra América y África. 

En el Centro de Saberes Africanos, Americanos y Caribeños, de la cual es asidua organizadora, auspiciadora de actividades,  y «Maestra Fundadora«, se le reconoce como una de los pilares de la lucha afrodescendiente en Venezuela. Desde aquí, el Director Fundador Reinaldo Bolívar, la Red de Solidaridad y Amistad del Centro de Saberes, y todo el equipo siente gran orgullo en desearle un nuevo feliz cumpleaños de amor y lucha. Para ella, y para que las generaciones actuales y futuras la conozcan y admiren, los siguientes testimonios: María León en el Centro de SaberesMaría León en el Centro de Saberes


Entrevista:

María León, la guerrillera

Madre y guerrillera

A los 15 años, se mudó con su madrina. Devora los libros de Ruiz Guevara y descubre «Diez días que sacudieron el mundo», de John Reed. También lee la novela «La Madre», de Maxime Gorki. “Leía en clandestinidad, porque si nos encontraban revisando estos escritos, nos haría desaparecer”.

Cuando Ruiz Guevara salió de la cárcel en 1958, lo conocí y me uní al Partido Comunista. Cuando Chávez apareció en el escenario público, como yo sabía que era de Barinas, le pregunté a Ruiz si lo conocía y él respondió: “¡Tuve la suerte de ser tu Profesor y el de Chávez, y ser reconocido como su padrino político!”

María León recuerda una foto histórica tomada durante la revolución sandinista: una campesina nicaragüense sonriente, amamanta a su hijo con una pistola en el hombro. La imagen le recuerda el año 1960. Una familia que cuida a sus hijas en una casa en el Estado de Yaracuy esconde un guerrillero. Cuando ocurre el ataque a Betancourt, una bomba mata al conductor, pero el presidente permanece ileso.

«Mi hija de 6 años pregunta:»¿Qué habrían ganado al matarlo?» El camarada le explica: «Mi pequeña, él es el culpable de todos los males». Y mi hija le responde: «Sí, pero él es una marioneta de los Yankees, si lo matan, pondrán a otro en su lugar». Más tarde, me contó la historia: «¡Tu hija tiene más formación política que yo!” Ella entendió que Betancourt y sus acólitos obedecían a los gringos, y que era necesario crear un Ejército de Liberación Nacional para luchar contra ellos.”

«Gracias a Chávez, el Estado reconoce el trabajo doméstico como actividad económica. Las mujeres tienen derecho al salario, eso no está en la Constitución, soy yo quien lo dice. «

En 1961, se unió a la guerrilla durante cuatro años en los Estados de Lara y Yaracuy. Enseña a los campesinos a leer, cuida a los enfermos, sutura las llagas de los heridos. Después de unos meses, el ejército lanzó una ofensiva. Se unió al destacamento, pero desarmada, porque hacía un trabajo social. María toma el seudónimo de Inés, como la amante de Lenin que escribió para la revista feminista «Rabotnitsa», «la trabajadora», antes de la Revolución de Octubre. “Un día, cuatro guerrilleros desertaron, dejaron sus armas.

El comandante Pablo dijo: “Inés y Carmen, como los hombres abandonaron las armas, las mujeres las toman». Nos dio una pistola a cada una. ¡Ahora éramos guerrilleras armadas!»

Regularmente, pide permiso y baja de la montaña para ver a sus hijas. Un día, una de sus hijas se enfermó. María decide abandonar la lucha armada para cuidarla. Luchó durante diecisiete años en las fábricas y los barrios obreros de Barquisimeto, en comités de mujeres, en cooperativas y participó en la lucha de los campesinos por la recuperación de sus tierras.

Frente a un plato de lentejas y arroz, María no olvida su infancia obrera, cuando fue humillada en la escuela por su cabello rizado. Se miraba en el espejo y suspiraba:

«Mamá, ¿por qué te casaste con un hombre negro?» Cuando crecí, aprendí que solo existe la raza humana. Mi bisabuela era una esclava negra, Juana León, incluso nuestro nombre no nos pertenece. Se llamaba León porque era el nombre de su amo. Afortunadamente, Chávez lo cambió. ¡Me llamó La Leona de Chávez, para no parecerme a los esclavistas! ¡Quiero ser recordada como Leona de Chávez!» (Tomado del Alba TV/ Angéle Savino. Maracay, 13 de Julio de 2010)


María León habla de María León

He andado durante 73 años por todos los caminos de Venezuela.

Tuve el privilegio de nacer en Caracas, pero habité en muchos pueblos y ciudades, en ellos luché en calles, montañas, fábricas, y barrios. Cualquier espacio de nuestro hermoso territorio me pareció ideal para la batalla contra los opresores de mi pueblo y subastadores de la patria.

De la infancia hay momentos muy tristes, perdí mi madre a los 3 años de edad y mi padre a los 17, quedamos en la orfandad, mis dos hermanos mayores y yo. También conocí seres maravillosos como mi madrina, mi padrino y Aura Montero.

Pronto fui adulta y Dios me concedió la más grande felicidad de mi vida mis dos hijas y mi hijo.

También supe del amor del hombre, del compañero; dice la Biblia que Dios dijo: “No es bueno que el hombre esté solo y creó a la mujer”. Será por eso que siempre queremos vivir en pareja, aunque tantas veces resulte frustrado el intento, seguiremos intentándolo hasta el final.

Desde los 20 años inicié mi vida revolucionaria en las filas del PCV, con mi hermano y mis camaradas, quise seguir el ejemplo de la Cuba heroica de Fidel y me atreví a ser guerrillera.

En las montañas hermanos y hermanas murieron heroicamente, otros en las cárceles, o en el horror de las desapariciones. Padecí cada 5 años la farsa de la democracia representativa. Parecía que Venezuela y toda nuestra América desaparecería tragada por el tiburón, y de pronto como si viniera de los más profundo de nuestras entrañas, el sueño de soberanía y de igualdad encarnó en la Revolución Bolivariana, la unidad necesaria de nuestro pueblo se materializó en el Comandante Hugo Chávez y desde entonces la vida se ha vuelto como lo predijo Ali Primera, Una Sola Canción. Se multiplican las voces maravillosas del pueblo por millones, pero para defender la patria somos con el PSUV una sola voz.

En este momento de mi trayectoria, recibí de mi Comandante la orden de organizar una trinchera de ideas y de amor en el Estado Aragua, por eso les escribo desde Maracay, ciudad de la Madre María de San José, con cuya protección estoy segura saldré victoriosa (Tomado de web PSUV: 13 de junio de 2010)


 Chávez dignificó a la mujer

María León, confiesa que sintió gran desesperanza durante la larga etapa del puntofijismo donde se humilló a la mujer venezolana y se le dio el peor de los tratos, pero con la llegada de Hugo Chávez y la Revolución Bolivariana la mujer dejó de ser «una cotiza», un «coroto», como la tacha la popular poesía de «Voy jugando a Rosalinda».  María León relata el papel de Chávez en la reinvindicación de la mujer afro, indigena, con discapacidad, joven, ama de casa. En el siguiente video las palabras de esta heroina al respecto, en el cual además se aprecian sus dotes estelares como oradora, ¡Viva siempre la Leona de Chávez!, la bolivariana María León

Chávez dignificó a la mujer (video)

Quiero ser recordada como la Leona de Chávez


Canción para María León

(Por Earle Herrera)

Florecieron María las 100 flores
De Mao y el Tío Ho y Ali Primera
Y de la mano con que Neruda espera
Traerte flores del Sur con esplendores

De los volcanes de fuegos creadores
Que incendiaron toda la pradera
Con María León la otra majadera
Siguiendo locos y libertadores

Detrás también de Cristos sin altar
De Quijotes de a pie sin Rocinante
Que con María León desean cantar

Un polo, un pajarillo, su madrigal
Cantar contigo con tu alegría radiante
El Bella Chao y la Internacional 


Fuentes. PSUV, ALBA TV, Cenro de Saberes
Comentarios de Reinaldo Bolívar
Publicado por AiSUR

Comentarios de Facebook