Ya Chavez, es el candidato oficial, del pueblo y para el pueblo….


 

Por Gobierno en linea.

Se mostró emocionado ante la multitud que lo aclamaba
Chávez catalogó su candidatura como un compromiso con el pueblo

Solicitó a los abanderados de la oposición que se mantengan hasta el final, que sigan dando la batalla electoral a pesar de que en su opinión todos representan el deseo de la oligarquía y el imperio de detener la Revolución Bolivariana

Una lluvia de papelillos multicolores seguida por una ovación masiva y la explosión de juegos pirotécnicos sirvieron de preámbulo al mensaje del presidente de la República, Hugo Chávez Frías, en ocasión de su postulación como candidato a la reeelección, de la cual dijo: «Mi candidatura es un nuevo compromiso con todo el pueblo venezolano».

El acto en el que los partidos del Bloque del Cambio y de otras agrupaciones mostraron su respaldo al candidato presidencial se efectuó en la plaza Caracas, donde la algarabía y la música convirtieron el lugar en una fiesta popular de gran magnitud.

El Presidente se mostró emocionado desde el comienzo de su discurso, que duró un poco más de una hora, y durante el cual estuvo acompañado por la dirigencia de las 25 organizaciones políticas que respaldan su reelección.

Chávez Frías manifestó que la inscripción de su candidatura representa el futuro, el socialismo, la dignidad nacional y la independencia de Venezuela.

«Los que quieran patria, que vengan conmigo para que sigamos haciendo patria», reiteró.

Solicitó a los abanderados de la oposición que se mantengan hasta el final, que sigan dando la batalla electoral a pesar de que en su opinión todos representan lo mismo. Es decir, el intento de la oligarquía nacional y del imperio estadounidense para detener y echar abajo la Revolución Bolivariana, «lo cual no lograrán», aseveró.

A partir de este sábado, «el huracán bolivariano se convertirá en un millón de huracanes por todos los rincones del país, llevando adelante el proyecto bolivariano y defendiendo la revolución», sentenció.

Pidió a sus partidarios dedicarse a tiempo completo, y desplegarse en todo el país, para que el 3 de diciembre se ratifique, una vez más, ante Venezuela y el mundo que «esta revolución llegó para no irse nunca jamás».

Recordó que hizo muchas promesas cuando fue abanderado presidencial en 1998, las cuales ha cumplido a lo largo de su gestión. Entre ellas mencionó la convocatoria a una Asamblea Constituyente, detener la privatización de la educación y la salud, así como de Pdvsa y de otras empresas del Estado venezolano.

Destacó la recuperación de la independencia energética y de haber revertido la «degeneración aquella» de que la riqueza petrolera iba dirigida a una cúpula y beneficiaba, además, al imperialismo hegemónico mientras el pueblo se hundía en la miseria y la pobreza.

Hizo ver que nadie puede negar los avances extraordinarios del proyecto político que impulsa, como es crear una sociedad bolivariana democrática y revolucionaria, aunque todavía tiene muchas cosas pendientes por hacer.

Comparó el modelo democrático que han venido construyendo, el cual se fundamenta en el poder, en la conciencia y en la organización popular, con el viejo sistema de la cuarta República.

Puso como ejemplo el desarrollo económico sostenido actual, que contrasta con el modelo arcaico que nos mantenía en el sótano hace ocho años.

A Chávez Frías le causó risa la promesa hecha por un abanderado opositor de regalar el ingreso petrolero a las familias y trabajadores desempleados.

«Andan desesperados y ofreciendo villas y castillos para engañar a la gente, lo cual no ocurrirá en esta oportunidad porque el pueblo de ahora es sabio y nadie lo podrá engañar», puntualizó.

Agregó que aún hay que continuar luchando para erradicar los viejos males que nos quejan, como la corrupción, el burocratismo y la inseguridad, para cuya derrota invitó a los venezolanos «a acompañarme con el alma en esa batalla».

 
Comentarios de Facebook